¡NO!. Quejarme de lo pesado que es la maternidad, no me hace mala madre.

Yo iba a ser la mejor mamá del mundo…y después tuve tres hijos: En verdad, la experiencia cambia la perspectiva y aunque no creo que las cosas anden tan mal o que mis hijos piensen que soy de lo peor, si confieso que esto de la maternidad ha sido un poco más difícil de lo que yo creía.

Abro paréntesis porque ya sabemos que me pueden linchar: Amo con todo mi corazón a mis hijos, a mi familia y se que soy muy afortunada de tenerlos, de mi vida, nuestra unidad y salud (gracias Diosito), pero…PEEEEEEEERO, no les voy a negar que hay momentos en que siento como si la maternidad me hubiera “chupado” toda la vida, dejándome solo el bagazo de lo que era. De verdad, ya no sabes de donde sacar energía y paciencia, cómo hacer para volver a ser la voz de la disciplina y autoridad, necesitas urgentemente tiempo para ti, tus gustos y necesidades, más apoyo y organización y sobre todo necesitas sacudirte un poco el cansancio, la irritabilidad, el miedo, nervio y la mugrosa ansiedad.

Por ahí he escuchado que no es normal que una mamá se queje, que es antinatural o que debe de existir algo malo en alguien que exprese (o piense) algo que no le gusta en su rol de madre y por eso ahí estamos haciendo bromas para quejarnos de una manera más chusca o “socialmente aceptable” y no cargar con la culpa por hacerlo…o simplemente nos callamos, sonreímos y continuamos con el cansancio, las emociones y nos conviertes en una bomba de tiempo a nada de explotar. (tic, tac, tic, tac)

Quejarnos de un día de locos, de berrinches, de la escuela en casa, de andar de multitask o de cualquier cosa que no nos encante o no “dominemos” de nuestro proceso de crianza , no quiere decir que te arrepientas de ser madre, que no ames a tu familia o que reniegues de la vida que tienes…y quizá lo único que necesitamos es desahogarnos, y darnos a nosotros mismos una “zarandeada”, aceptar que no somos todoterreno, que la maternidad perfecta no existe, que hay que trabajar en decir no, delegar, tomar un descanso ocasional de nuestro rol de policía, ninja, todólogo materno , dejar de sentir culpa por TOMARNOS UN TIEMPO PARA NOSOTROS y andar de intensas buscando intervenir y hacer todo por todos en la familia. #PosOyePD. Amo a mis hijos por si no leyeron arriba.Gracias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: